Segundo asalto para los demócratas

JAUME RÍOS

Este artículo forma parte de la serie de contenidos del espacio ELECCIONES USA 2020, donde irán escribiendo distintas firmas invitadas.

Ayer tuvo lugar la segunda parte del primer debate demócrata televisado entre los aspirantes a candidato/a demócrata para las elecciones presidenciales de los Estados Unidos. En 48 horas, han pasado un total de 21 postulantes a presidenciable: 11 candidatos en el primer debate y 10 en el caso del debate de anoche. Esto refleja una realidad indiscutible: no existe un liderazgo claro en el partido que, a día de hoy, represente una victoria clara frente a Donald Trump.

Del debate de ayer se esperaban dos nombres propios: Bernie Sanders y Joe Biden. Sanders, por su liderazgo del flanco izquierdo del partido y su protagonismo en las anteriores primarias con Hillary Clinton. Biden, por ser el favorito en la mayoría de encuestas y su protagonismo en la Administración Obama. Aunque fueran los candidatos con más cartel, las principales editoriales coinciden en dar la victoria a Kamala Harris, ex-fiscal de California, que lideró el debate racial y consiguió poner a la defensiva al mismo Biden.

Harris debatió con pasión, contraponiendo más personalidades que propuestas y  sobre todo, evocando una imagen de futuro. La actitud de Biden, sabiéndose favorito, se redujo a encajar golpes y defender un espacio moderado y poco ambicioso.

El golpe sobre la mesa de Kamala Harris, dentro de su discurso sobre la lucha contra la discriminación racial, fue cuando recordó la votación de Biden sobre el busing. Durante los años 70 y 80, en ciudades donde existía una segregación territorial, se puso en marcha un proyecto de buses públicos que mezclaban estudiantes de diferentes barrios en distintas escuelas para favorecer la convivencia y acabar con la segregación por barrios. 

Biden votó en contra en su día y Kamala Harris se agarró a eso para atacar al vicepresidente. Su propia experiencia personal, siendo una de las alumnas que usó este servicio de buses, fortaleció su discurso que, en algunos momentos, hizo que la candidata californiana se emocionara.

Sanders, por su parte, lideró el debate sobre sanidad. Sus propuestas para transformar el sistema sanitario en universal no encontraron competidor y demostraron el recorrido del senador en este ámbito. Su carrera previa también le supuso un ancla, en el momento en que muchos analistas destacaron que su discurso no ha evolucionado desde la última campaña de primarias, de la que salió derrotado. Estas críticas llegaron hasta el punto que David Axelrod, quien fuera asesor del presidente Obama, le comparó con un holograma en el análisis posterior de la CNN.

La sorpresa de la noche fue Pete Buttigieg, alcalde de South Bend (IND), y su discurso sobre la regulación de la propiedad de armas. Buttigieg es un candidato que ha hecho bandera de ser miembro del colectivo LGTBI y, al mismo tiempo, veterano de Afganistán. Aunque sus posibilidades a día de hoy son remotas, se posicionó como un candidato ponderado, realista y autocrítico.

Los dos debates han dejado algunos puntos interesantes a destacar: en primer lugar, dos mujeres han liderado cada uno de los debates. Warren, en el primero, y Harris, en el segundo. Esto es significativo, teniendo en cuenta que Biden y Sanders parecían dominar el tablero demócrata. Como segundo punto, señalar que la identity politics sigue siendo el eje central del debate demócrata. Y ello puede ser una buena arma para combatir el discurso de Trump pero, también, un elemento que vacíe de contenido real las propuestas del partido progresista. Como último elemento: el permanente debate dentro de los demócratas sobre si es necesario un viraje a la izquierda no queda resuelto. Las ideas de Sanders han generado cierta permeabilidad entre muchos de los aspirantes, pero la necesidad de tener un presidenciable con cierta centralidad todavía se mantiene como opción segura.

(Más recursos e información en ELECCIONES USA 2020)

Enlaces de interés:
Los candidatos demócratas protagonizan una jornada más peleada y caótica en la segunda noche de debate (Univision, 28.06.2019)
¿Quién ganó y quién perdió en la segunda noche del primer debate demócrata? (Chris Cillizza. CNN en español, 28.06.2019)

Etiquetas: , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.