Política Zoom

En la situación actual que estamos viviendo a nivel global, el protagonismo de plataformas y apps de videollamadas es una realidad en todos los ámbitos (personal, laboral, social, sanitario…), también en en el político. Junto a WhatsApp, Twitter, Instagram o TikTok, ha emergido con fuerza Zoom, a pesar de los graves fallos de seguridad de los que comienzan a alertar algunos medios estos días. Zoom, fundada por el chino Eric Yuan, es la app de más éxito económico, en medio de la pandemia: vale casi el doble que Twitter y tiene 5 veces más usuarios que el mes pasado, como se destaca en este artículo.

Uno de los primeros políticos en utilizar esta plataforma fue Boris Johnson, primer ministro del Reino Unido, quien visibilizó en redes la que fue la primera reunión por videoconferencia de la historia del país. Tras esta imagen, se han sumado muchas otras en todas partes del mundo, como Argentina, donde se puede ver a equipos de gobierno que se reúnen de manera periódica, a mandatarios/as atendiendo a medios de comunicación o a preguntas de la ciudadanía, entre otras muchas finalidades. En este otro artículo, vemos cómo Panamá, Ecuador o la República Dominicana, por ejemplo, son otros de los países donde se emplea Zoom para llevar a cabo ruedas de prensa ofrecidas desde la sede presidencial y de gobierno, para informar sobre el coronavirus y contestar preguntas de la prensa o para reunirse con los equipos de cada partido, como en el caso de algunas formaciones en España.

Como destacamos en esta entrada en tecnopolítica, el confinamiento está provocando precisamente que sea una «cuarentena conectada» y como señala el amigo Enrique Dans: «el uso más intenso de la tecnología en un período de confinamiento choca con una limitación: la de una industria basada en la venta de un ancho de banda». De regalar gigas a pedir un «uso racional y responsable de la red»: así ha aumentado el uso de Internet en España durante la cuarentena, según los operadores.

El uso de la información instantánea, corta y precisa —como ofrece y opera la dinámica de Twitter—, más la comunicación entre pares (familia, amigos y amigas, compañeros y compañeras de trabajo) es una mezcla perfecta para el crecimiento de las apps de acceso informativo rápido y de mensajería. En los artículos que enlazo a continuación, podemos ver el aumento vertiginoso y exponencial de estas apps y canales de mensajería e información instantánea.
 
Enlaces de interés:
Las aplicaciones que más crecen en descargas con el brote de coronavirus y las que menos (Maldita.es, 13.03.2020)
El uso de WhatsApp crece un 700% con el coronavirus (Canarias 7, 21.03.2020)
Twitter, la red social estrella durante la crisis del coronavirus (Heraldo.es, 24.03.2020)
El uso de apps de mensajería crece un 50% en el último mes por el coronavirus (Portaltic, 25.03.2020)
Zoom está siendo investigada por el FBI, por riesgos de privacidad (El Universal, 1.04.2020)
La historia de Eric Yuan, el hombre detrás de Zoom que ha duplicado su fortuna en un mes (Javi Sánchez. Vanity Fair, 6.04.2020)
Los Mossos alertan del peligro de dos aplicaciones de videoconferencias: Jitsi y Zoom (La Vanguardia, 10.04.2020)
La lección que estamos aprendiendo de Zoom (Brian X. Chen. The New York Times, 15.04.2020)
Zoom’s Security Woes Were No Secret to Business Partners Like Dropbox (The New York Times, 20.04.2020)
Why is video conferencing so exhausting?Zoom fatigue is a real thing (engadget. Nicole Lee, 27.04.2020)
La “fatiga de Zoom”: ¿por qué las videollamadas cansan más que las charlas cara a cara? (TN, Todo Noticias, 27.04.2020)
Mítines electorales online (vía Pau Solanilla)

Etiquetas: , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.