Analizando el discurso de Rubalcaba

Publicado el 10.07.2011

Ayer fui invitado por el diario El País a analizar, a través de la red social Eskup, distintos aspectos relacionados con la comunicación, verbal (mensajes, discurso…) y no verbal (vestuario, rostro,  manos, movimientos…) de Alfredo Pérez Rubalcaba durante su discurso como candidato socialista.

Ésto es lo que dije:

Proclamación, investidura o DEN. Rubalcaba es un excelente orador e interlocutor. Pero hoy no se trata de un duelo en el Parlamento, de una reunión negociadora, ni de un encuentro con militantes. Hoy se trata casi de su hipotético discurso de investidura. Es otra cosa. Veremos.

Los equipos del candidato. El lenguaje y la retórica son una cuestión vital en la comunicación política. Por tanto, los equipos de discursos son una parte básica del equipo de un candidato. El contemporáneo más conocido fue Ted Sorensen, con Kennedy http://bit.ly/DXr6F

Discursos, política y urnas. Será el primero de numerosos discursos hasta las elecciones. Es algo reciente en la política: el presidente norteamericano Jefferson dió dos discursos en 8 años, Clinton dió 540 en un solo año. En su primer año, Obama 600.

El relato Rubalcaba. El relato, la narración, es la llave de todo. En consecuencia, el partido (y el político) que tiene la mejor historia, gana. (¿Escuchar, hacer, explicar?) Veremos que historia nos explica Rubalcaba, si es ganadora, si será “memorable” http://bit.ly/deYP6T

Cómo se escribe un discurso. Este discurso se ha preparado con muchísima antelación y dedicación (Cuatro horas diarias). Dependiendo de su duración sabremos las palabras usadas (cada 8 minutos suelen ser 950 palabras). El análisis semántico es clave. http://bit.ly/aEN6NH

El pre-discurso en la red. Ofensiva del PP en Twitter. Con el hashtag #rubalcabayaestaba intentan evitar la presencia positiva de Rubalcaba en Twitter http://bit.ly/qsgM4r En España #formularubalcaba es el primer trending topic. Pero #Rubalcabayaestaba, el tercero.

La escenografía. ¿Habrá taburete? Habrá que estar muy atentos a la escenografía. En los últimos actos (igual que en su vídeo de presentación) Rubalcaba se presentaba en el centro, muy cercano al resto de militantes, casi tocándolos, para mostrar proximidad http://bit.ly/j33025

R que R. Un detalle. Con la ofensiva de Rubalcaba con la R (en el Twitter, en el vídeo con los adjetivos, en las letras finales de los verbos “EscuchaR, haceR, explicaR” Rubalcaba le ha ganado la letra a la otra R: Rajoy. El PP deberá innovar. ¿Quizás letras y números?

Puesta en escena. Atril, pero muy cerca de los militantes. Está solo, en el centro, rodeado de gente. Interesante el uso de un panel transparente detrás suyo: se vé al público, pero también su mensaje “escuchar, hacer, explicar”. Primer acto: “De dónde vengo”.

Cámaras subjetivas. Se ha estudiado bien quién debe estar “DETRÁS” de Zapatero y de Rubalcaba. Los que están… y los que no están a “tiro de cámara”. Todo bajo guión. Casi un 20% de las imágenes de una retransmisión sob ambiente, planos subjetivos, etc. Son claves.

El cuerpo habla. Rubalcaba utiliza su cuerpo (sus manos, sus gestos) para acompañar, para “dibujar” sus palabras. Las cámaras hablan cuando el candidato no lo hace. En una conversación, el 65% de la comunicación se produce de forma no verbal, las palabras suponen el 35% restante.

La improvisación estudiada. Hay texto. Se ha visto en la primera imagen, y se le ve pasar, a veces alguna página. Pero lo tiene estudiado. Mucho. Aprendido de fondo, mejorado sobre la “marcha”. Segundo acto: La formula. 3+1: Escuchar, hacer, explicar y RESOLVER.. Ahora 4.

El humor de Rubalcaba. Seriedad salpicada de ironía, de humor (“Dejarme hablar, que si no, no comemos”). En el vídeo se habla de Rubalcaba como risueño. Creo que los tristes no ganan elecciones, ni lideran, ni seducen ni convencen, aunque el momento sea duro. http://bit.ly/DYChH

Resistencia. No hay lugar para el agua en el atril. Lleva 30m. No es una tontería. La temperatura ambiente y corporal debe ser alta. Veremos cómo lo lleva. La resistencia física es vital para que la persuasión y para trasladar una imagen de seguridad. Todo ayuda.

Realización televisiva. Las imágenes muestran recurrentemente al público asistente. Están pensadas para que se vea incluso más gente de la que hay. Son imágenes muy estudiadas. Siempre acaban mostrando a Rubalcaba abajo, en el centro, y rodeado de gente que le escucha.

Las personas citadas. Clave política. Personas mencionadas por Rubalcaba. Además de José Luis (no Zapatero, ni presidente), ha mencionado, creo, a Griñan, Valeriano y Cristina… Pistas. Nada al albur.

El vestuario. Me informa @carlosgmaya http://t.co/GWtjVxU la misma corbata que el nuevo presidente del Atletic de Bilbao (o muy parecida). PD: Sólo cuando fija un titular levanta el auditorio. Ojo. Demasiados números: 3 verbos, 4 objetivos, 2 comprimisos (ahora), 11 ejes…

Los momentos finales. En un discurso, en un debate electoral, el momento final es clave. Veremos cómo la resuelve. Hablará de “política”, de conexión con el 15M, quizás. El mensaje central y lo que hará “memorable” el discurso. Lo tendrá ensayadísimo. http://slidesha.re/1yWw7W

Ni una palabra de la España diversa, plural, autonómica… Ni una sola referencia. “España es una gran país”. Mensaje final: Esperanza: “Nada está escrito, ni decidido”. Complicidad: “No podré hacerlo solo”, “Tenéis que ayudarme”. Ambición: “Podemos hacerlo”.

En El País, artículo de L. Ansorena “Nada al azar. Lo tenía muy estudiado“, que reproduzco a continuación:

El consultor político Gutiérrez-Rubí analiza el discurso del candidato socialista.
El discurso de Alfredo Pérez Rubalcaba, en 25 mensajes cortos. El experto en comunicación y consultor político barcelonés Antoni Gutiérrez-Rubí ha analizado en Eskup, la red social de este periódico, el discurso del candidato socialista. A juicio del asesor, el vicepresidente, “un excelente orador e interlocutor”, no ha dejado “nada al albur”: “Lo tenía estudiado. Mucho”. ¿Por qué? La escenografía, el lenguaje textual, la realización televisiva y la ubicación del público, denotan, según el analista, las horas de trabajo detrás de la intervención para armar “casi un discurso de investidura”.

“Hoy, no se trata de un duelo en el Parlamento, de una reunión negociadora ni de un encuentro con militantes. Hoy es otra cosa. Veremos”, ha arrancado Gutiérrez-Rubí. Estaba impaciente. Minutos después, poco puntual –“hay que cuidar los detalles”, ha criticado el analista-, Rubalcaba ha subido al escenario y ha empezado a hablar desde un atril. El experto ha destacado la posición del candidato, “muy cerca de los militantes”. “Está solo, en el centro, rodeado de gente”, ha escrito. La colocación denota que el equipo del socialista trata de ubicar al político “cerca de los militantes, casi tocándolos” para mostrar “cercanía”.

Rubalcaba ha puesto el texto de su discurso sobre el atril. Casi escondido, difícil de ver a través de la televisión, tapado por un cartel con el nombre del ministro. Se trata, a juicio del analista, de “una improvisación estudiada”. “Se ha visto en la primera imagen. Y se le ve pasar, a veces, alguna página. Pero lo tiene estudiado. Lo ha aprendido y lo ha mejorado sobre la marcha”, ha observado el profesor, que da clases en, entre otras, la Universidad de Navarra.

El autor del libro Filopolítica: filosofía para la política ha considerado interesante que el equipo de Rubalcaba colocara una cristalera tras el candidato. Así la cámara registraba en un mismo plano al político, primero, a los militantes socialistas, al fondo, y a su marca, grabada en el panel: “Rubalcaba. Escuchar, hacer, explicar”. Gutiérrez-Rubí cree que el ministro trataba de dejar claro “de dónde viene”, ya que si algo destaca la opinión pública del todavía vicepresidente del Gobierno son sus dotes comunicativas.

Ante alrededor de mil personas, Rubalcaba iba desengranando su proyecto político poco a poco, con más de 40 interrupciones para los aplausos. “Solo cuando ha fijado un titular ha levantado al auditorio”, ha puntualizado el analista. Las palabras del ministro iban acompañadas de gestos. “Lo ha hecho para dibujar sus palabras. Las cámaras hablan cuando el candidato no lo hace”. “El 65% de la comunicación se produce de forma no verbal. Las palabras suponen el 35% restante”.

Que Rubalcaba citara al presidente por su nombre, José Luis, y no por Zapatero o presidente es “una clave política” que no se le ha escapado al consultor político. Tampoco su corbata, de rayas rojas y blancas, “muy parecida” a la que llevó el exfutbolista Josu Urrutia el jueves, día que ganó las elecciones a la presidencia del Athletic. Tras cerca de una hora, se adivinaba el final del discurso. Era uno de los momentos más esperados. “En un debate electoral, el final es clave. Veremos cómo lo resuelve”. Y Rubalcaba lo resolvió, a juicio del experto, “sin referencias a la España diversa, plural”, con un “mensaje de esperanza” (“nada está escrito ni decidido”), “con complicidad” (“no podré hacerlo solo”) y “con ambición” (“podemos hacerlo”).

Enlaces de interés:
Analizando la nueva imagen de Rubalcaba
Intervención de Rubalcaba (versión pdf)

Otros enlaces:
Vídeo del ‘making off’ sobre la candidatura de Rubalcaba
Analizando el discurso de Rubalcaba (Xavier Peytibi, 10.07.2011)
Los trucos de Rubalcaba para suavizar su imagen (Lainformación.com, 11.07.2011)
La comunicación de Rubalcaba en 10 puntos (Rocío Martín, 19.07.2011)

Etiquetas: , , , ,

Comentarios sobre: Analizando el discurso de Rubalcaba

  1. Pingback: blogspopulares
  2. Pingback: María Freiría
  3. Pingback: Antoni Gutiérrez
  4. Pingback: Juan bouza Mera
  5. Pingback: Francisco Carrillo
  6. Pingback: Elizabeth Crespo M
  7. Pingback: Imma Aguilar
  8. Pingback: Imma Aguilar Nàcher
  9. Pingback: Escuela UE
  10. Pingback: Félix Caperos
  11. Pingback: Cesar Ramos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *